asilo, asilo

asilo, asilo
ESCRIBO POR VENGANZA. ESCRIBO PARA LIBERARME. ESCRIBO PARA DESECHAR TODO LO QUE ME HACE DAÑO. ESCRIBO PARA PENSAR QUE SOY OTRA PERSONA. ESCRIBO POR AMOR. ESCRIBO PARA SOPORTAR LA VIDA.

El verdadero Ace

El verdadero Ace
Un día, las hadas, malévolas y traviesas, hicieron una apuesta con los hombres. Dijeron que si lograban crear historias mejores que la vida de ellas, se transformarían en horribles insectos; de lo contrario, ellos desaparecerían de la faz de la Tierra.

Hoy en día, los hombres siguen deambulando por las calles; mientras en los bosques, millones de mariposas revolotean entre los árboles.

Las hadas cumplieron a medias.


Mario Ramírez Monroy


viernes, 25 de septiembre de 2009

Sólo para elegidos

Pues así es. Los seguidores disfrutarán de la -déjenme seguirla llamando así- suite de Final Fantasy VII. No pude encontrar un video con la pura música, sólo éste que empieza con la última secuencia cinemática. Así que tendrán que esperar hasta el minuto 8 para escuchar la versión orquestada.

Se escucha decente el video, aunque sonó mejor en mi consola.


3 comentarios:

MARY dijo...

Qué recuerdoss, yo era un mico pero recuerdo el Final Fantasy 7, buff mi primer Final Fantasy ^^
Saludos!!!!

Miggy dijo...

Ohh dios el otro dia me puse a escuchar todos los temas del juego, los tenia perdidos en la compu. Casi lloro jaja.
Yo creo que la pelicula de Dragon Ball la tendrian que hacer con un 3D como este. Arruinaron mi infancia con esa bazofia en carne y hueso.

Asilo Arkham dijo...

Mary:

Saludos también. Últimamente me han dado ganas de volver a jugar el FF VII original, estoy tratando de conseguirlo. La verdad, no lo pude terminar porque en esa época fue cuando vendí mi Playstation para comprar el Xbox.


Miggy:

Yo no soy muy seguidor de Dragon Ball, aunque sí me sacó de onda la versión en cine. Y estoy de acuerdo contigo en que uno termina haciendo corajes cuando va al cine para ver las versiones de nuestros libros, series y comics favoritos. ¿Recuerdas la mala versión de Final Fantasy, o esa blasfemia llamada Batman y Robin?

Ni modo. Simplemente hay que pensar como si dichas peículas nunca existieron.

Un abrazo.